Razones por las que tener un rascador para gatos

Los gatos son animales curiosos, intrépidos y les encanta jugar. La vida encerrados en casa puede resultar para ellos algo aburrida sin juegos ni sorpresas. Recuerda que necesitan cubrir sus necesidades y arañar es uno de sus instintos básicos, tanto para limar sus uñas, como forma de juego, por ansiedad o inseguridad o para defender su territorio. Muchas veces nos enfadamos porque nuestro gato ha arañado el sofá o las cortinas, pero nos deberíamos preguntar ¿le estamos dando alguna alternativa?
Los rascadores para gatos son un buen regalo para ellos, les ayuda a mantenerse activos y a mantener en buen estado sus uñas. Además es suyo, ¡solo suyo! Algo que les encanta a los felinos.
5 razones por las que a tu gato le conviene un rascador
1. Para mantener sus uñas sanas y fuertes. Los gatos son animales territoriales a los que les gusta marcar su olor. El rascador les servirá para aliviar su instinto y descargar sus arañazos. Tendrás menos probabilidades de que tu gato arañe el resto de objetos de la casa.
2. Para mantenerse activo y evitar problemas de salud. Si el gato se pasa solo horas en casa y no tiene ningún aliciente puede volverse inactivo, apático y coger peso. De hecho, el sobrepeso afecta al 60% de los gatos domésticos. Os recordamos que la inactividad, junto con la alimentación, pueden derivar en obesidad en gatos, un problema de salud que puede dar lugar a problemas articulares y enfermedades crónicas como diabetes y enfermedades del hígado o enfermedad inflamatoria intestinal.

3. Para jugar y liberar el estrés. Los rascadores de gatos se convierten en una rutina de juego para ellos. Hay torres con diferentes pisos, colgantes…para mantener a tu gato muy entretenido.
rascadores gatos actividad
4. Para crear su refugio. Hay rascadores que incluyen casetas para que el gato además de arañar y jugar se pueda esconder en su refugio. Un lugar acogedor para cuando el gato necesita tranquilidad.
rascadores gatos
5. Para cotillear y aliviar su instinto curioso. Los rascadores de varios pisos les permiten alcanzar una altura privilegiada para poder observar todo lo que ocurre en la casa. Además si colocas el rascador junto a la ventana, siempre cerrada para evitar caídas, les servirá como observatorio para ver la gente y movimientos de la calle. ¡Será el vecino cotilla del edificio!
Si vas a comprar un rascador para gatos
En Zooplus nos recuerdan 5 aspectos que debes tener en cuenta al comparar un rascador para gatos:
Material: El material de los rascadores puede ser natural o sintético, por ejemplo, para postes verticales elige un material de sisal natural grueso.
Estabilidad: Busca un poste estable y que no se tambalee. Ten en cuenta el peso de tu gato y si es necesario anclar el rascador.
Tamaño: El poste debe de ser lo suficientemente largo para que el gato se estire por completo.
Forma: Elige la forma correcta del rascador según los gustos de tu gato, si es escalador, le encanta tumbarse o estirarse…
Cantidad: Si tienes más de un gato es buena idea tener más de un rascador para evitar la competición entre ellos.

Powered by WordPress | Designed by: diet | Thanks to lasik, online colleges and seo